Los CPD más destacados de 2017
15 de febrero 2018
Por Garcerán Rojas, presidente de PQC
Los CPD más destacados del año pasado

Por Garcerán Rojas, presidente de PQC

A lo largo de 2017, e independientemente de la amplia variedad de trabajos relacionados para el mundo del Data Center, entre los que podemos citar los nuevos proyectos de Repsol, Sonda, Lilly, etc., las tareas de commissioning y revisión de proyecto para REN en Portugal o los de sostenibilidad operativa cuya máxima expresión ha sido Telefónica en Ixtlahuaca y la consecución de su sello GOLD, una vez más ha existido un tipo de actividad que ha supuesto el mayor número de encargos, y no es otra que la de reingeniería sobre centros en producción.

No todos los usuarios de data center pueden construir un nuevo espacio para su entorno más crítico, sino que la inmensa mayoría debe sobrevivir dentro de las estructuras existentes y, cuando llegan las limitaciones, hay que salvarlas si se desea que el servicio se encuentre a la altura de las exigencias que plantean los actuales equipos IT y sus funciones asociadas. Además, esta modalidad de trabajo reúne las máximas características de criticidad y dificultad en el mundo de los data centers, ya que la reingeniería sobre centros de datos existentes debe preservar el normal funcionamiento de los equipos en producción.

Las limitaciones se presentan, habitualmente, en materia de potencia, de topología y de espacios disponibles, siendo esta última una de las razones de la progresiva incorporación en el equipo de PQC de la sección de arquitectura, con profesionales muy especializados en todo lo relacionado con las aplicaciones específicas de los centros de datos.

Entre los trabajos más representativos del año en reingeniería/arquitectura se encuentran Vodafone, Euskaltel, Bankia, The Walt Disney Company, Telefónica (Paine, Lince y Apoquindo), Kutxabank, Iberdrola y T-Systems, siendo especialmente significativos aquellos que, además, incorporan la posibilidad de alcanzar niveles de certificación correspondientes a los mayores rangos, cuyo máximo exponente en 2017 ha sido precisamente T-Systems con su data center de 22@ en Barcelona.

En todos estos casos, la metodología parte de un análisis preliminar, continuando con una secuencia de intervenciones que pasa por el estudio de viabilidad, la selección de la opción a plantear, el proyecto de ejecución, los trabajos de reconstrucción (con una mención especial a las ventanas de actuación crítica y su análisis de riesgos para lograr que la travesía se complete sin paso por cero), la puesta en marcha y, en los casos donde se sitúa el listón a mayor altura, con un proceso de certificación donde se deben realizar, sobre un entorno crítico en funcionamiento, unas pruebas muy similares a las que se practican cuando la carga se simula mediante calefactores.

Dentro del entorno de las instalaciones de misión crítica, los cambios de motor en pleno vuelo, suponen una inevitable exigencia de conocimiento para quien lidera este tipo de actividades y, cuando el proyecto finaliza, el balance presenta resultados muy satisfactorios y, en algunas ocasiones, acompañados de premios a nivel internacional. No son el objetivo que se persigue, pero, indudablemente, son bienvenidos ya que a nadie amarga un dulce.

Otros proyectos de reingeniería se encuentran en curso, constituyendo cada uno de ellos un nuevo reto que no es otro que el de realizar el proceso en pleno vuelo y con la auténtica obsesión por realizarlo, además, sin turbulencias. 

Sobre PQC, S.A.

Con más de 20 años en el mundo de los data center presenta, más allá de las acreditaciones de toda índole que le respaldan, un aval mucho mayor como son las referencias aportadas, tanto en cuanto a los trabajos realizados durante todos estos años, como en lo que respecta al capital humano, principal orgullo de la organización.