Los SAIs de Eaton están adaptados a la última normativa de seguridad
28 de marzo 2016
Los dispositivos están preparados para los requisitos de las Normas Internacionales de Seguridad de los SAIs.

Tras una serie de rigurosas pruebas, Eaton ha confirmado que sus sistemas de alimentación ininterrumpida (SAI) actuales no solo cumplen, sino que también sobrepasan, los requisitos de los próximos cambios en la norma internacional IEC 62040 Sistemas de alimentación ininterrumpida (SAI) - Parte 1: Requisitos generales y de seguridad para los SAIs. Todo esto, junto con el profundo conocimiento que la empresa de gestión de energía tiene de la industria, le permite ofrecer un asesoramiento experto a los responsables TI y de data centers sobre cómo interpretar la nueva norma para ayudarles a conseguir una seguridad operacional y a garantizar la continuidad del negocio.

Janne Paananen, Technology Manager de Eaton, indica que “los cambios realizados en la IEC 62040 obligan a los fabricantes de SAIs a declarar los valores nominales de la corriente admisible de corta duración (Icw) o de la corriente condicional de cortocircuito (Icc) para sus productos. Se trata de un desarrollo muy esperado, ya que una información fiable sobre estos valores resulta esencial para diseñar sistemas de energía que sean seguros incluso bajo condiciones de fallos extremos. Sin embargo, aunque existan clasificaciones mínimas requeridas de Icw e Icc en la modificación, los niveles actuales de corriente de fallo en instalaciones reales a menudo sobrepasan estas mínimas. Es importante que los diseñadores lo tengan en cuenta a la hora de seleccionar productos, asegurándose de que las calificaciones de los productos superan los niveles de corriente de fallo del lugar y que, por tanto, pueden usarse de forma segura en la instalación”.

 

eaton, sala,

 

Para estar conforme a la norma, los SAIs con valores declarados de Icc o Icw por encima de 10 kA o más, deberán ser sometidos a pruebas de laboratorio con un nivel específico de corriente disponible en los terminales de entrada de los SAIs, y con un cortocircuito en los terminales de salida de los mismos. En la prueba, el SAI deberá funcionar de forma segura, sin emitir ni arcos eléctricos ni llamas. Los diseños de los productos de Eaton ya están sujetos a normas de seguridad muy estrictas, por lo que funcionaron bien durante las pruebas, superando los requisitos mínimos.

La corriente admisible de corta duración (Icw) cubierta por la nueva norma es la corriente que puede transmitirse sin causar daños durante un corto periodo de tiempo. La corriente condicional de cortocircuito (Icc) (aplica normalmente cuando el SAI está protegido, por ejemplo, por un fusible) es la corriente de cortocircuito prevista que pueda soportarse durante el tiempo en que el dispositivo de protección contra cortocircuito tarda en funcionar. La clasificación deriva del camino de baja impedancia del SAI, que normalmente lo constituye un interruptor estático con componentes conexos como fusibles, interruptores e inductores, usados al funcionar en modo bypass o en modo line interactive. Estos requisitos afectan a todos los circuitos de bypass individuales, incluyendo los circuitos bypass de mantenimiento interno.