El Museo Thyssen-Bornemisza renueva su almacenamiento con NetApp

La Fundación invierte en innovación tecnológica tras renovar sus centros de datos de virtualización y almacenamiento de la mano de Prosol.

Publicado el 21 Dic 2016

81343_44

La Fundación Colección Thyssen-Bornemisza, pionera en España en divulgación cultural desde su creación en 1988, y en su afán por mantenerse a la vanguardia del uso de nuevas tecnologías, ha llevado a cabo la renovación completa de sus dos centros de almacenamiento de datos, tanto el de producción como el de contingencia. Para el desarrollo de este proyecto, el Museo ha renovado su confianza en la empresa de ingeniería informática Prosol, partner integrador de la tecnología de NetApp.

Tras dos años de proyectos piloto, el equipo de TI del Museo Thyssen-Bornemisza inició su relación con NetApp y Prosol con la instalación de una primera infraestructura, comenzando a construir así la futura arquitectura tecnológica del Museo. Desde entonces, Prosol y NetApp han acompañado al Museo en sus decisiones estratégicas en el mundo de la virtualización y el almacenamiento de datos.

Recientemente, se abrió un nuevo proceso para modernizar esta infraestructura, volviéndose a realizar un nuevo estudio comparando las diferentes soluciones que ofrece el mercado actual. Finalmente, para este centro artístico, la conclusión fue que la tecnología de NetApp continuaba agrupando las funcionalidades que mejor se adaptan a sus necesidades.

En palabras de José Ramón Calderón, gerente comercial de Prosol, “el principal motivo para esta renovación era continuar apostando por la innovación y poder incorporar todas las novedades que acompañan a la tecnología de NetApp, fundamentalmente en la parte de rendimiento”.
De esta forma, el Museo Thyssen-Bornemisza ha renovado su relación con los que ya eran dos de sus grandes socios tecnológicos, Prosol y NetApp. En esta infraestructura de almacenamiento de datos se llevan a cabo múltiples actividades de gestión: empresarial, de actividades artísticas, online, centralización TI, backups y correo electrónico. La dependencia es alta y por ello, el mayor reto para todas las partes ha sido mantener los cero minutos de parada de servicios de estos últimos seis años, también durante el proceso de renovación, sin que haya afectado de ninguna manera a sus usuarios finales.

Según Javier Espadas Bardón, director de Tecnología del Museo Thyssen-Bornemisza, “cuando empezamos a conocer lo que NetApp nos ofrecía, nos llamaron mucho la atención tecnologías como la deduplicación o los snapshots, aspectos que hicieron que nos decantáramos por entonces por este fabricante. Tras seis años de trabajo conjunto, a estas impresiones de nuestros inicios se le han sumado otras características como la facilidad de uso con una consola única, la robustez de su tecnología o la fiabilidad que nos ha demostrado incluso cuando hemos tenido que activar algún protocolo de contingencia”.

FAS de NetApp
Para esta última actualización en concreto, Israel Martínez, administrador de Sistemas del Museo Thyssen-Bornemisza, nos cuenta por qué se han decidido por las nuevas FAS de NetApp con doble controladora y que incluyen tanto discos clásicos como discos flash: “Nos decidimos por esta tecnología debido a que de esta forma podemos aprovechar la rapidez del flash en la parte de virtualización y dejar los discos tradicionales para el almacenamiento de ficheros de nuestro sistema de contingencia”.

Asimismo, explica que “hemos notado una gran mejora en el rendimiento de los escritorios virtuales gracias a la tecnología Flash Caché de NetApp y que unido a la tecnología SnapProtect, nos permite estar más tranquilos a la hora de realizar backups y recuperaciones. Los ratios de ahorro en el espacio dedicado son mucho mayores y además hemos ahorrado en preocupaciones del día a día puesto que contamos con la opción AutoSupport que nos avisa en caso de sufrir cualquier incidencia en el sistema de almacenamiento de datos”.

Desde el departamento TI del Museo no han dudado en señalar el valor de la labor realizada por el equipo de Prosol, que a lo largo de todos estos años, ha sabido sobrepasar sus expectativas y acompañarles en el día a día de su negocio, poniendo a su disposición un equipo humano y técnico excelente.

Según José Ramón Calderón, responsable de Prosol para este proyecto: “NetApp destaca por tres pilares fundamentales, su multiprotocolo nativo, snapshot y la parte de deduplicación. Junto al resto de tecnologías que acompañan estos tres puntos, NetApp facilita un entorno productivo ideal para aquel que quiera sacar el mejor partido”.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

L
Cristina López

Artículos relacionados

Artículo 1 de 5