Red Hat reduce la complejidad con los contenedores Linux en OpenStack Platform
14 de noviembre 2017
Red Hat OpenStack Platform 12 presenta servicios de contenerización y mejora la seguridad general de la plataforma.
Red Hat reduce la complejidad con los contenedores Linux en OpenStack Platform

Red Hat ha anunciado la Red Hat OpenStack Platform 12, la última versión de su Infraestructura como servicio (IaaS, por sus siglas en inglés), la solución cloud escalable y ágil de Red Hat. Basado en el lanzamiento de OpenStack "Pike", Red Hat OpenStack Platform 12 presenta servicios de contenerización, mejorando la flexibilidad y disminuyendo la complejidad para un desarrollo de aplicaciones más rápido. Red Hat OpenStack Platform 12 ofrece muchas mejoras nuevas, incluida una DCI (integración continua distribuida) y seguridad mejorada para ayudar a mantener la protección de los datos y gestionar riesgos.

Red Hat OpenStack Platform 12 está diseñada para la infraestructura de nube privada o pública, desarrollada en la red troncal empresarial de Red Hat Enterprise Linux. Red Hat OpenStack Platform 12 es una versión probada, certificada y completamente compatible de OpenStack que proporciona la agilidad para escalar y satisfacer más rápidamente la demanda del cliente sin comprometer ni disponibilidad, ni rendimiento o los requisitos de seguridad de TI. Red Hat OpenStack Platform también incluye Red Hat CloudForms, la plataforma de administración de múltiples nubes de Red Hat, para proporcionar visibilidad operacional y políticas de gestión a través de la infraestructura y las cargas de trabajo de la plataforma Red Hat OpenStack. Además, Red Hat OpenStack Platform 12 mantiene una estrecha integración con Red Hat Ceph Storage, una solución de almacenamiento de archivos, objetos y bloques altamente escalables, diseñada para nubes de escalamiento horizontal (scale-out clouds).

Servicios de contenerizacion de OpenStack

Nuevo en Red Hat OpenStack Platform 12 es la contenerización de los servicios de OpenStack. Para ayudar a ofrecer nuevas ofertas al mercado con mayor rapidez, las empresas de hoy en día necesitan una infraestructura en la nube que pueda asignar recursos de manera más rápida, eficiente y escalable. Ejecutar servicios OpenStack en contenedores Linux hace justamente eso; puede aumentar la flexibilidad para las actualizaciones, la reversión y la administración del servicio al tiempo que reduce la complejidad de la administración de la nube para los operadores. Además, los contenedores Linux hacen que sea más fácil escalar los servicios de OpenStack rápidamente, ayudando a los clientes a satisfacer la mayor demanda de los usuarios cuando más se necesita.

Ya sea desplegando una nueva implementación o realizando una actualización automática a través de su herramienta de dirección, Red Hat OpenStack Platform 12 contiene la mayoría de los servicios de OpenStack, al tiempo que ofrece una Technology Preview de contenedores de ciertos servicios de red y almacenamiento. Esto proporciona a nuestros partners estratégicos la oportunidad de certificar drivers y plugins para este nuevo modelo de despliegue, lo que resulta en una interrupción mínima o nula del servicio.

Seguridad mejorada

Las nuevas funciones en Red Hat OpenStack Platform 12, como un servicio de inscripción de infraestructura automatizada, ayudan a las organizaciones a aumentar la seguridad y mejorar la eficiencia a través de la automatización de la administración del ciclo de vida para certificados de seguridad. Otros componentes, como OpenStack Block Storage (Cinder) y Bare Metal Provisioning (Ironic), tienen actualizaciones sobre el cifrado de volúmenes y mejoras en la partición del disco, respectivamente. A medida que Red Hat continúa trabajando para lograr un mejor posicionamiento frente a diversas iniciativas de gestión de riesgos en todo el mundo, los clientes de Red Hat OpenStack Platform tendrán acceso a la nueva guía de seguridad de Red Hat, disponible en el portal para clientes de Red Hat, que detalla las funciones de seguridad despliegues y guías para cumplir con los controles de seguridad básicos para ayudar a habilitar despliegues de OpenStack más seguros.

Mayor flexibilidad con infraestructura componible

Los roles componibles se introdujeron por primera vez en Red Hat OpenStack Platform 10, que permite a los operadores crear perfiles personalizados para servicios y procesos individuales que se adapten a sus necesidades. Red Hat OpenStack Platform 11 amplió las características para roles componibles, haciendo que la implementación y la capacidad de actualización de Red Hat OpenStack Platform sean más adaptables y consistentes. Ahora, Red Hat OpenStack Platform 12 lleva la capacidad de compilación un paso más allá con las redes componibles. En versiones anteriores, los usuarios se vieron obligados a elegir una topología de red predefinida. Con las nuevas redes componibles, los usuarios tienen la opción de definir la topología de red que necesitan con menos restricciones. Además, los operadores pueden crear cualquier cantidad de redes que deseen, incluida la conocida columna vertebral L3 y la topología de hoja, y ya no tienen una cantidad limitada de redes. Estas mejoras facilitan que las empresas personalicen los despliegues de OpenStack para que se ajusten a sus necesidades específicas a escala.

Además, Red Hat OpenStack 12 ahora incluye soporte para la API Distributed Management Task Force’s (DMTF) Redfish para infraestructura componible. El soporte para esta nueva especificación industrial permite que la versión 12 interactúe con soluciones de la industria que utilizan la API de Redfish, como el Intel® Rack Scale Design (Intel® RSD).

OpenDaylight para automatización de redes

La versión 12 amplía su technology preview de OpenDaylight, una plataforma modular de código abierto para personalizar y automatizar una red definida por software. Diseñado para ayudar a nuestros clientes a obtener mayor velocidad y rendimiento, el avance del soporte de virtualización de funciones de red (NFV) a través de OpenDaylight para OpenStack sigue siendo una estrategia clave para Red Hat. Las mejoras de nuestra integración con OpenDaylight están diseñadas no solo para mejorar la forma en que se implementa el Kit de desarrollo de plano de datos (DPDK), sino también para proporcionar un mejor rendimiento debido a sus capacidades de SDN.

Integración continua distribuida

Hace cinco lanzamientos, la Integración Continua Distribuida (DCI) de Red Hat introdujo un nuevo método para que los clientes y socios interactuasen con Red Hat OpenStack Platform. El objetivo principal de DCI es ayudar a Red Hat a enviar el software OpenStack de mejor calidad en la industria, mediante la automatización de la implementación, las pruebas y el circuito de retroalimentación con clientes y partners, para las versiones anteriores y posteriores al producto. Esto le permite a Red Hat probar casos de uso en el mundo real, validando cada uno con configuraciones dirigidas por el cliente y el partner. Hoy, DCI entrega automáticamente registros accionables a los equipos de ingeniería de calidad de Red Hat, lo que reduce la cantidad de tiempo que lleva identificar, aplicar parches e introducir reparaciones en la comunidad.