HPE da un paso más en supercomputación con Cray

Las nuevas supercomputadoras HPE Cray EX y HPE Cray XD aceleran el tiempo de obtención de información con un rendimiento masivo y beneficios de Inteligencia Artificial a escala, entregados en centros de datos más pequeños y a un precio más bajo.

Publicado el 11 Nov 2022

HPE da un paso más en supercomputación con Cray

Hewlett Packard Enterprise está haciendo que la supercomputación sea accesible para que más empresas aprovechen los conocimientos, resuelvan los problemas e innoven más rápido, ofreciendo sus supercomputadoras líderes en el mundo y de bajo consumo en un formato más pequeño y a un precio más bajo.

Esta ampliación de su porfolio incluye las nuevas supercomputadoras HPE Cray EX y HPE Cray XD, que están basadas en la innovación a exaescala de HPE, que ofrece tecnologías integrales y diseñadas específicamente para la computación, la computación acelerada, la interconexión, el almacenamiento, el software y las opciones flexibles de alimentación y refrigeración. Las supercomputadoras proporcionan un rendimiento significativo y capacidades de IA a escala para hacer frente a las exigentes cargas de trabajo de uso intensivo de datos, impulsar las iniciativas de IA y Machine Learning, así como para acelerar la innovación y ofrecer así productos y servicios al mercado más rápidamente.

Acelerando el time-to-market

Al llevar la potencia de la supercomputación a la empresa, las organizaciones pueden aprovechar las capacidades de modelado y simulación para crear representaciones digitales que les ayuden a entender cómo será y funcionará algo en el mundo físico antes de producirlo realmente. Además, como muchos productos y servicios están incorporando la IA y el aprendizaje automático o Machine Learning, las empresas pueden aprovechar la supercomputación para crear y entrenar modelos de IA más grandes y robustos en aplicaciones útiles tales como el procesamiento del lenguaje natural y la visión por ordenador, para poder así predecir resultados más rápidamente.

Las empresas del sector de la energía, los servicios financieros, la salud y las ciencias de la vida o la fabricación, pueden ahora beneficiarse de potentes tecnologías adoptando soluciones de supercomputación de HPE que se ajustan a las necesidades de tamaño, escala y presupuesto de sus centros de datos. Entre los ejemplos de los beneficios que puede aportar, en todas las industrias, destacan estos casos de uso:

  • Acelerar el time-to-market con coches más seguros y de mejor rendimiento. Los fabricantes de automóviles tienen que cumplir primero los requisitos de los tests de colisiones para garantizar la seguridad y el rendimiento de los nuevos vehículos, así como para cumplir los objetivos de los plazos de lanzamiento de los productos. Al simular digitalmente la seguridad y el rendimiento de los vehículos mediante la supercomputación, los fabricantes de automóviles pueden modelar y probar de una forma óptima las mejoras en el diseño de los vehículos, además de simular accidentes para implementar avances que protejan a los pasajeros. También pueden ahorrar dinero y recursos a la hora de realizar pruebas físicas y simulaciones de accidentes automovilísticos.
  • Mejorar la fabricación con materiales sostenibles. Disponer de capacidades de simulación de componentes físicos y químicos para avanzar en el descubrimiento de materiales alternativos puede ayudar a los fabricantes a mejorar las opciones de empaquetado sostenible de productos de consumo y cuidado personal. De este modo, es posible la reducción de costes operativos.
  • Acelerar el descubrimiento de fármacos para tratar enfermedades con mayor rapidez. Los investigadores y los laboratorios farmacéuticos podrán comprender mejor las interacciones químicas que pueden dar lugar a nuevas y revolucionarias terapias farmacológicas para tratar enfermedades difíciles e incluso aún no descubiertas.
  • Tomar decisiones críticas en los mercados financieros en tan solo milisegundos. Los analistas financieros pueden aprovechar el rendimiento de la supercomputación y las capacidades de la IA para crear análisis detallados y algoritmos avanzados que permitan predecir las tendencias críticas de las acciones y el mercado, e incluso mejorar la detección del fraude y la gestión del riesgo.

Ampliando la innovación a exaescala

HPE presenta dos nuevas supercomputadoras de las que se pueden beneficiar tanto instituciones públicas como empresas:

  • Supercomputadoras HPE Cray EX2500. Ofrecen la misma arquitectura que la supercomputadora HPE Cray EX4000, que permite el primer y más rápido sistema de clase exaescala pero a un tamaño un 24 % menor para que así pueda caber dentro de un centro de datos empresarial. Este nuevo enfoque respecto al formato incorpora un sistema de refrigeración líquida 100 % directa para mejorar la eficiencia energética. Además, permite una solución mucho más eficiente en costes para las grandes corporaciones que buscan un mayor rendimiento a escala, pero en implementaciones más pequeñas y con menor huella de carbono.
  • Supercomputadoras HPE Cray XD2000 y XD6500. Se trata de servidores altamente densos y construidos específicamente que han sido diseñados integrando los porfolios de HPE y Cray para proporcionar el máximo rendimiento en cargas de trabajo avanzadas, incluyendo el modelado, la simulación y la IA. Las nuevas supercomputadoras HPE Cray XD son compatibles con los centros de datos empresariales tradicionales, ya que proporcionan a los clientes flexibilidad y una amplia gama de opciones para personalizar las tecnologías entre las CPU, los aceleradores, el almacenamiento, la interconexión y las opciones de alimentación y refrigeración, en función de las necesidades de las cargas de trabajo.

Las nuevas supercomputadoras también contarán con las siguientes tecnologías creadas para que los sistemas de clase exaescala soporten las exigentes cargas de trabajo de cálculo y datos intensivos que requiere la IA y el aprendizaje automático:

  • HPE Slingshot, una interconexión Ethernet para hacer frente a las demandas de alta velocidad y mejor control de la congestión, ayudando a que las aplicaciones complejas se ejecuten con mayor fluidez.
  • Cray Clusterstor E1000 para proporcionar un almacenamiento ampliado con niveles inteligentes que soporten cargas de trabajo intensivas en datos en tareas tales como el entrenamiento de modelos de IA, para hacer que el almacenamiento y el acceso a los datos sea fácil y eficiente.
  • Entorno de programación HPE Cray que aporta un conjunto de software totalmente integrado con compiladores y herramientas de desarrollo que permiten la portabilidad del código, permitiendo a los desarrolladores ejecutar el código cuándo y dónde lo necesiten para optimizar las aplicaciones de modelado, simulación, análisis e IA.
  • Capacidades sofisticadas de refrigeración líquida que eliminan eficazmente el calor de los dispositivos de alta potencia tales como procesadores, GPU y conmutadores.

Preparadas para la inteligencia artificial

Estas nuevas supercomputadoras también son ideales para permitir la IA a escala y pueden ser equipadas con HPE Machine Learning Development Environment, una plataforma de software de aprendizaje automático que permite construir y entrenar modelos de IA más grandes de manera más rápida.

Al combinar la tecnología de supercomputación líder en el mundo de HPE con el entorno de desarrollo de aprendizaje automático de HPE, los usuarios pueden acelerar el tiempo habitual y empezar a obtener resultados más rápidamente de la construcción y el entrenamiento de modelos de máquinas, pasando de semanas y meses, a días.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

D
Redacción Data Center Market

Artículos relacionados

Artículo 1 de 2