CommScope aporta detalles de los avances en AIM

La compañía ofrece detalles del nuevo estándar internacional ISO/IEC 18598, apuntando el siguiente paso para la tecnología de AIM o Gestión Automatizada de Infraestructura.

Publicado el 07 Dic 2016

54996_39

Con los grandes avances de la tecnología, la industria de la Infraestructura se encuentra en constante cambio para satisfacer las necesidades que, tanto los centros de catos como los edificios inteligentes, requieren para que la gestión de su capa física sea lo más eficiente posible. Por ello, en los últimos años se han desarrollado sistemas encaminados a la Gestión Automatizada de la Infraestructura (AIM, por sus siglas en inglés), lo que ha permitido no sólo agilizar distintos procesos, sino también mantener un monitoreo en tiempo real de las conexiones y dispositivos involucrados.

Los sistemas AIM se han perfilado, por su importancia y grandes ventajas, para convertirse en las herramientas primarias para gestionar la infraestructura, sin embargo, hasta ahora no existía un estándar internacional que se encargara de definir los elementos y requerimientos precisos para estos sistemas. Por ello, la reciente publicación del estándar ISO/ IEC 18598 demuestra que es de particular interés para la industria de la construcción de edificios inteligentes y data centers, poder contar con una regulación de los sistemas automatizados.

“El objetivo principal de AIM es detectar y mantener actualizada en tiempo real la información de todos los dispositivos conectados a la red, y de qué forma están conectados. Por eso aunque existen algunos estándares orientados hacia la administración de la infraestructura a nivel de comunicaciones (como el ISO/IEC 14763), no ha sido sino hasta octubre de este año que se ha publicado el nuevo estándar internacional ISO/IEC 18598, que no sólo define los requerimientos para AIM, sino que incluye una estructura estandarizada de interfaz de programas de aplicación (API) que le abre la puerta a una futura integración con varias aplicaciones externas y sistemas”, ha señalado Sergio Uribe, Manager Regional Consultant- CALA en CommScope.

Este nuevo estándar ISO/IEC 18598 refiere a los sistemas AIM como un hardware y un software integrados que permitirán realizar 3 actividades específicas: Detectar automáticamente la conexión o desconexión de patch cords; documentar toda la infraestructura de conectividad y los equipos que están conectados a través de ella; y permitir la gestión de la infraestructura y el intercambio de datos con otros sistemas.

“Por medio de estas actividades específicas, la automatización y el intercambio de información a través de diferentes herramientas permitirán que todo funcione con ‘armonía’, que todos los procesos estén sincronizados y funcionen como una sola unidad, siempre en busca de un objetivo común”, añade Uribe.

A la par de brindar las características, los requerimientos y las actividades que los sistemas AIM pueden realizar, uno de los aspectos clave del estándar ISO/IEC 18598 es la inclusión de un marco común de intercambio de datos que permite la integración con sistemas externos, lo cual implica beneficio intrínsecos y extrínsecos que representan una gran ventaja para quienes desean utilizar estos sistemas.

Los beneficios intrínsecos se refieren a los habilitados por la funcionalidad dentro del mismo sistema AIM e incluyen: Documentación precisa y automática para reemplazar el seguimiento manual y disminuir al máximo los errores; Gestión de cambios e incidentes, para ayudar a reducir el costo de movimientos, adiciones y cambios, y que pueden reducir el tiempo de inactividad y resolución; Gestión de la capacidad, que permite una mejora en la planificación y mayor utilización de los puertos; y, finalmente, gestión de activos.

Del mismo modo, los beneficios extrínsecos se habilitan con otros sistemas mediante el uso de intercambio de datos entre diferentes dispositivos del sistema AIM:

• Sistemas relacionados con la tecnología de la información: como la gestión de la telefonía IP, el apoyo técnico y los sistemas de seguridad de la información.

• Sistemas de gestión de energía, gestión de iluminación, seguridad y control de acceso, entre otras involucradas con la gestión de edificios.

• Administración de Infraestructura de Centros de Datos (DCIM).

• Aplicaciones de base de datos de Gestión de Configuración (CMDB).

“Este tipo de información, que solía ser recolectada manualmente, es crítica para ayudar no solamente al personal de TI, sino a todo el personal de las instalaciones a gestionar y optimizar la infraestructura física. Los sistemas AIM, como imVision de CommScope, son clave para el despliegue de redes de edificios inteligentes, pues han evolucionado a tal nivel que hoy pueden ser desplegados para conectar y gestionar múltiples dispositivos, y al mismo tiempo, crear redes más eficientes en el futuro dentro de los entornos de edificios”, finaliza el Manager Regional Consultant – CALA en CommScope.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

L
Cristina López

Artículos relacionados

Artículo 1 de 5